maquillaje para pieles maduras

Tips de maquillajes para pieles maduras

¿Qué entendemos por pieles maduras?

Es así… el proceso biológico es inevitable y no iba a ser menos en la piel, así que a partir de aproximadamente los 40 años la piel empieza a cambiar, la epidermis pierde humedad, la elasticidad disminuye y su función barrera protectora se debilita.

Pero no solo la edad altera el estado de la piel, a lo largo del tiempo se van acumulando los daños producidos por factores ambientales y pueden hacer que la piel envejezca antes de tiempo. El clima, la polución y sobre todo el exceso de sol suman sus efectos en la piel.

Las características que se asocian con una piel madura son:

  • Arrugas faciales
  • Palidez cutánea
  • Poros abiertos
  • Hiperpigmentaciones (manchas)
  • Piel seca y fina

La importancia del maquillaje en pieles maduras

Una de las claves para conseguir un piel luminosa, natural y con mejor aspecto cuando se tiene una piel madura es el maquillaje. Es importante adaptar ese maquillaje a las necesidades de nuestra piel, cuanto mas ligero y natural sea más bonita se verá la piel.

Para que el resultado del maquillaje sea el mejor, es imprescindible seguir todo un proceso que comienza con la preparación de la piel para que pueda recibir el resto de los productos de la forma más efectiva. Hidratarla bien con un serum para que luego el maquillaje se fije mejor y la piel quede más jugosa y luminosa.

Gracias al maquillaje bien seleccionado y bien aplicado se podrán resaltar las zonas más cuidadas y camuflar aquellas imperfecciones propias del paso del tiempo. El maquillaje ideal es diferente en cada caso no solo dependerá del tipo de piel sino también del color de ojos, pelo, formas y proporciones de la cara.

Cómo conseguir un maquillaje natural para pieles maduras

Paso 0: Serum facial

Para conseguir que tu piel tenga jugosidad y esté bien hidratada para el posterior maquillaje es recomendable después de limpiarla muy bien utilizar un sérum facial que aporte hidratación y luminosidad.

Paso 1: Base correctora

Si se desea iluminar un rostro cansado, si se tienen manchas u ojeras, los poros abiertos o cualquier otra imperfección, la base correctora resulta imprescindible. Unifica y matiza la piel de una forma suave proporcionando un efecto luminoso

Paso 2: Corrector

Los correctores o antiojeras son un producto milagroso que borra las zonas oscuras o las imperfecciones sin que se noten, también para tapar rojeces y las temidas manchas producidas por el sol.

Paso 3: Base de maquillaje

Se han convertido en un auténtico producto de tratamiento para el rostro, porque además de favorecer son también muy beneficiosas contra el envejecimiento. Para un maquillaje natural lo ideal son el uso de bases ligeras y que además aporten luminosidad.

Este tipo de maquillaje es muy fácil de aplicar y cubre las imperfecciones sin perder el aspecto natural y jugoso que buscamos en una piel más madura. Con las bases más untuosas pueden quedar esos antiestéticos restos de maquillaje acumulados en las arrugas que es justo lo que queremos disimular.

Paso 4: Maquillaje para los ojos

Conforme pasan los años otro rasgo de la piel madura son las arruguitas y pliegues en los párpados por eso a la hora de resaltar los ojos utilizaremos sombras en colores cálidos y sutiles y con la técnica del difuminado hacia arriba para levantar más la mirada. La máscara de pestañas tampoco puede faltar para que los ojos parezcan más grandes.

Paso 5: Colorete

El color en las mejillas es signo de buena salud, aplicar colorete en crema para que se funda en la piel y realce el rostro. El colorete en crema aporta frescura y jugosidad.

Paso 6: Pintalabios

Es muy importante primero tener los labios bien hidratados, lisos y suaves, para quitar los pellejos o pielecitas levantadas el truco es utilizar un exfoliante de labios.

Después de tener los labios en buen estado puedes utilizar un primer labial que  ayudará a que el labial dure mucho más y además evitaremos que el color se salga.

Paso 7: Iluminador en crema

Por último es muy bonito el iluminador en crema en la parte superior del pómulo, esa zona acepta mejor el brillo y va a dar luz a todo el rostro.

Consejos para maquillar pieles maduras

  • Para maquillar una piel madura el primer consejo es utilizar productos que además también hidraten la piel, productos en crema y fluidos que se fundan en la piel y le aporten elasticidad.
  • Es importante utilizar texturas ligeras y no satinadas y evitar los brillos en las zonas donde los signos de la edad resulten más evidentes porque aun los resaltaremos más, por ejemplo en los párpados evitar las sombras brillantes.
  • En los labios utilizar labiales hidratantes.
  • Intentar utilizar productos en crema para conseguir jugosidad, si abusamos del polvo marcaremos más las líneas de expresión.